Fear: “El amarre y ‘camiseteo’ que piden algunas empresas es una condición que ya está fuera de contexto”

Conversamos con “El Miedo Encarnado”, uno de los rostros de nuestra escena nacional, que anticipa su participación en “We are not Dead” de 5 Luchas – Clandestino, y “Confrontación 8” de MAX Lucha Libre. Además, da su punto de vista sobre el actual momento de la lucha libre chilena, y su rol en ella.


Eres una de las caras de MAX Lucha Libre, una empresa que se ha consolidado en regiones por su calidad de shows y roster, ¿qué crees tú que hace bien MAX con respecto a otras empresas donde has trabajado?

Yo creo que lo interesante que tiene MAX, aparte de la constancia y la dedicación en cuanto a la producción de cada espectáculo, es la especial atención que existe tanto en los combates como en el “storyline” general, de que cada elemento sume y cumpla un rol dentro de la propuesta completa.

Hay una preocupación por mantener una coherencia dentro de lo que cada personaje propone y hace, de manera de evitar cabos sueltos y hacer que el público sea testigo de algo que responde a lo que viene construyéndose de antes, o abrir nuevas instancias para futuro.

Esto es algo que en muchos sectores se pierde, por cualquiera sea el motivo y creo que en MAX se evitan, por ejemplo, las luchas que están sólo “por rellenar”, siempre se busca que cada cual aporte al todo, de manera que de una u otra forma, el espectador se lleve una opinión concreta de lo propuesto y no sea sólo una exhibición vacía.


Has sido Campeón Máximo de MAX en 4 oportunidades, ¿qué sientes que te queda como meta en la promoción de Rancagua?

Mis períodos como Campeón Máximo ya pasaron, por mientras, a mejor vida jeje. Ya en MAX me queda más que nada seguir vigente y mantener mi espacio dentro de los sitiales que me corresponden, aprovechando de expandir tanto el trabajo de MAX como el mío en los distintos rincones que iremos avanzando.

Sin embargo, el Campeonato en Equipos es algo que me atrae, si bien, no cuento con un compañero de andanzas como en tiempos pasados trabajaba con Agressor, o luego con XL con quien logramos el Título en Parejas de XNL, es la espina en el zapato que aún logro sacarme y ojalá pueda concretarse algún día, quien sabe con quién. (No incluí a IKIZAMA porque me dejaron botado por puras mañas, pero les deseo lo mejor pese a todo)

El Campeonato Violento de MAX ha tenido mucha vida en cada uno de sus reinados, ¿sientes que es uno de los más prestigiosos cinturones secundarios de Chile?

Por supuesto. Por una parte, es un Título que exige mucho para poder obtenerlo, dado a su estipulación “super libre” y por otra, es una opción importante para lograr un sitial más arriba dentro de la carrera de quien lo ostenta.

Además de ser uno de los pocos Títulos de esta modalidad en lo que respecta a la lucha libre Chilena, y porque no, Sudamericana, estamos hablando de un Campeonato que tiene la misma vigencia que el el Título Máximo y en general, que Max Lucha Libre.

Son más de 10 años en que el Título se ha mantenido en disputa, mostrando cruentos combates como también importantes coronaciones, ya que no conforme con lo anterior y para conocimiento popular, el Título Violento de MAX es el equivalente a una opción Titular por cualquiera de los otros dos circuitos de nuestra empresa, por lo que no deja de ser tentador para todo aquel luchador en Rancagua que quiera dar “el gran salto”.

Orgullosamente, cuento con 2 reinados de este tipo, y en ambos di la vida por mantenerme como Campeón y demostrar que no es un Título cualquiera, sino uno de prestigio, vigencia y calidad.

También eres parte del roster de Clandestino, ¿cómo ha afectado en lo personal tener la posibilidad de luchar semanalmente? ¿En qué crees que ha ayudado al medio a desarrollarse en dicho espacio y con dicha frecuencia?

Para mí y para mis compañeros ha sido una experiencia de constante crecimiento y aprendizaje. Es prácticamente un sueño poder luchar semana a semana como algo habitual.

Hasta sólo hace unos años era difícil sacar una o dos luchas mensuales, tanto por lo difícil de producir shows en una cultura como la Chilena, como también por esa idea de “exclusividad” que todos tenían tiempo atrás y el tema del camiseteo y blablabla.

Instancias como el Clandestino y la frecuencia de sus shows, ofrecen un espacio donde puedes ponerte a prueba en distintos formatos, contra luchadores con quienes quizás nunca te haz topado, en mezclas que no te esperas y a las cuales debes hacer frente de la mejor manera posible, porque hay un público que se hace respetar y que espera un combate a la altura de lo demás.

Es un ambiente cómodo, agradable en todo sentido, pero que al mismo tiempo es exigente y demandante, no para estresarse, si no para sacar lo mejor de uno al momento de subirse al cuadrilátero y eso creo que es uno de los aportes más importantes que ha dado la bóveda a la escena nacional.

Es algo que todos pueden corroborar al ver la madurez que muchos de los luchadores que pasan por la bóveda hemos ido adquiriendo en cada presentación y que hacen de este espacio una fuente inagotable de desarrollo personal y “luchístico”.




El año pasado destacamos tu lucha con Anarko Montaña en el Torneo Deathmatch, ¿Qué impresiones te dejó dicho combate? ¿Qué pasa por la mente del luchador cuando debe preparar una lucha de esas características?

SADISTIC. Jajaja, más que impresiones, lo que más me dejó esa lucha fueron cicatrices.

La verdad estaba super preparado. El primer encuentro que tuve en la vida contra Montaña fue de la misma dinámica, había más vidrio molido que sudor en el ring y el maldito me quitó el Título Violento de Max por allá por el 2011 – 12. Era de esperarse que la lucha se diera de la manera en que se dió, dada la naturaleza media enfermiza que tenemos ambos, especialmente cuando se nos da “chipe libre” y yo personalmente, tenía muchas ganas de caer en este formato, lo echaba de menos jaja.

Para mí es como estar a dieta con cuática y derrepente ir a comerte una chorrillana bien cerda jaja es como esa parte de la lucha libre que ahora es como mal vista, porque hay muchos riesgos, mucho compromiso, pero quiéranlo o no, el 95% de los luchadores chilenos partieron haciéndolo en el patio de su casa o por ahí en algún potrero.

No es para todos, tanto como público como para luchadores, pero de momento en que el que te mentalizas a lo que pasará, tienes que expandir tus proyecciones dentro de lo que significa levantar ese tipo de combates. Yo personalmente, los minutos previos entro en una especie de trance medio tirado a “berzerker” ya que a eso vas, a darlo todo, tienes que ser conciente de los riesgos que estás tomando pero al mismo tiempo, velar porque ese sadismo que estás dando, sea algo que el público admire. No se trata simplemente de subirse, agarrar unos vidrios, reventarselos y paf!.

A me interesa contar algo, que el público entienda porque estoy abriendole la piel a mi oponente y porque me estoy jugando la vida de esa manera. Hay que perder un poco la cordura, pero siempre con los pies en la tierra, la idea es pese a todo, salir en una sola pieza y por las de uno.

En Clandestino – hasta ahora – no hay cinturones que los luchadores puedan buscar, por lo tanto, ¿Qué metas te pones en tu paso por la promoción? ¿Algún rival con el que quisieses toparte en una lucha de alto perfil?

Si bien no hay Títulos en juego, lo importante es hacerse un espacio dentro de lo que la gente quiere y espera ver. El público de Clandestino es uno muy conocedor, tanto de la lucha libre como concepto/ dinámica, como también de quienes se presentan en la bóveda, por lo que al final, el mayor reconocimiento que se puede obtener, es el respeto concreto del público como el de tus pares.

No tengo un rival en específico con el que quisiera enfrentarme, pero soy conciente de que el nivel en el que se participa es muy alto, por lo que cualquiera será una batalla importante y difícil. Si es por nombrar algunos con quienes no he tenido un mano a mano y creo que sería llamativo están Billy Rocka, Tifanny, Engranaje Jack, Alex Hero, Kristy, Gallo Dorado o Broek.

¿Cómo ves actualmente la escena en Santiago, con el auge de Clandestino, la consolidación de CNL, y con Revolución Lucha Libre sumándose a la presentación de shows semanales con Dream Match? ¿Te parece que estamos en el mejor momento desde que te dedicas a luchar? ¿Qué crees que falte por mejorar aún?

Veo una escena que está demandando apuntar para arriba, donde ya no puedes quedarte sólo con un par de luchas al mes y ser feliz con eso.

Hoy en el contexto que se vive tanto en Santiago como en el país, es necesario ponerse al día con los entrenamientos, el merchandising, la calidad de las presentaciones, el estudio y la preparación. Se está dando una situación en que no se da espacio a mediocridad y que de a poco se profesionaliza, porque todos están tomando una actitud mucho más seria y respetuosa de la disciplina.

Creo que sí estamos en el mejor momento de lo que yo he vivido, y se respalda tanto en la forma de trabajar de una buena parte de quienes llevamos harto tiempo en esto, como también en el alcance que está teniendo la lucha libre chilena tanto en el contexto social local como extranjero. De a poco suena un poco más familiar el concepto de lucha libre dentro del día a día y es gracias a los mismos personajes que hemos estado desde ya practicamente los últimos 15 años trabajando por que así sea.

Falta mucho por mejorar aún, no creo que esto se dé por sentado a esta altura, tampoco creo que seamos la generación que goce de los frutos de nuestros esfuerzos por profesionalizarlo.

Es necesario alcanzar aún más, y sobre todo, darle prioridad al RESPETO que este deporte implica, algo que debe instruirse mucho tanto en las presentaciones que cada agrupación o empresa está dando, como también en las escuelas de formación que existen a lo largo del país.

Ya no estamos en la misma situación que vivíamos cuando nosotros comenzamos, ahora hay gente preparada que ha estudiado y se ha experimentado incluso fuera del país con profesionales para hacer esto como corresponde. Hay espacios dedicados a esto, con las instalaciones necesarias para desarrollarlo y hay un montón de lugares donde hacerlo en serio. Por ende, ya no estamos para potreros, para el jean y polera porque sí y para los 2 meses de entrenamiento y a levantar un show.

La lucha libre debe tomarse con la seriedad que corresponde y darle el espacio y dedicación que requiere. Sólo cuando lleguemos a ese punto creo que podríamos hablar de que “lo logramos”.

Ah! Y que paguen no estaría mal, así nos dedicamos a full y dejamos de lado nuestra vida de civiles y somos de una buena vez estrictamente LUCHADORES

 

Sobre el aumento de promociones que actualmente producen espectáculos, ha estado en el debate la idea de la exclusividad de luchadores con ciertas empresas, ¿cuál es tu opinión al respecto? ¿Crees que el promotor debe tener injerencia en la carrera del luchador fuera de su empresa?

El promotor puede tener injerencia en lo que el luchador hace en la medida que él entregue las garantías y beneficios que el luchador necesita para desarrollar su carrera. Yo personalmente dejé de lado el tema de la exclusividad principalmente porque quiero luchar, y estar luchando 1 vez al mes, no me servía para desarrollarme de ninguna manera. Creo que el modo de trabajar “independiente” (lo digo así porque al final, todos somos independientes, el que me diga lo contrario que me muestre su contrato de trabajo) permite insertarte en distintos contextos que ponen a prueba tus capacidades y condiciones como luchador, y es eso lo más provechoso, sumado a que puedes expandir tu trabajo y tener un mayor alcance que ojalá el día de mañana te permita internacionalizar tu proyecto como luchador.

El amarre y ese “camiseteo” que piden (o esperan) algunas empresas es una condición que a mi parecer ya está fuera de contexto. Entiendo que eso de la exclusividad le da un carácter más “único” a la empresa que te tiene, sin embargo, ¿qué gracia tiene esa exclusividad para alguien que lo único que quiere es luchar y lo tienen limitado a 1 lucha por mes y dentro del mismo círculo de siempre? ¿qué opciones de crecimiento quedan para alguien que está amarrado a un espectáculo de un formato particular, con el mismo público y en el mismo espacio de siempre?

A parecer, el promotor puede demandar la exclusividad siempre y cuando haga la pega de situar al luchador en un contexto que le sea rentable o por lo menos lo suficientemente atractivo para que se quede en ese espacio de confort, sin embargo y dado al contexto en el que se desarrolla la lucha en chile, lo considero una limitante más que una oportunidad.

De esto excluyo a los que vienen partiendo. Los que creen que por salir de la escuela están listos para pararse en cualquier parte como si fueran grandes profesionales. Si bien no creo que estén amarrados a cumplirles a sus casas, creo que por un tema de respeto y de madurez es necesario limitarse a un espacio hasta alcanzar el nivel necesario para salir a probar suerte en contextos diversos.

Finalmente, ¿por qué crees que la gente no debe perderse WE ARE NOT DEAD y CONFRONTACIÓN 8?

¡WE ARE NOT DEAD es la primera vez que saldremos de la Bóveda! Es la primera piedra en la expansión y el crecimiento de 5 Luchas – Clandestino y al mismo tiempo, la consolidación de una propuesta distinta que ya tiene nombre y apellido y que por más que quieran ponerse a la par, NO HAY MANO! Jaja

Hay grandes combates pactados y lo mejor del roster estará en escena, sumado a que conoceremos al primer REY FEO del Clandestino con un torneo en el que participan luchadores elegidos directamente por el público  ¡nada mejor para tus viernes!

Y el Sábado 27 de Enero en mi casa, Max Lucha Libre llega con el evento más importante del año, con el que llegamos el 2010 a reventar Rancagua con todo y desde ahí nunca paramos. Para esta octava edición, tenemos varias sorpresas en carpeta, además, es el lanzamiento de la temporada, por lo que todo lo que ocurra ahí será lo que repercuta en el resto de los shows del 2018, con disputas titulares, buscando nuevos contendores y preparando combates y rivalidades que comienzan y se cierran sólo en CONFRONTACIÓN.

Esta temporada en MAX se viene con todo, con presentaciones ya listas para Chillán y San Vicente, dando muestras concretas de la expansión y avances de la verdadera lucha libre de la VI Región, Max Lucha Libre madafakas!

Fear en Instagram

Fear en Facebook

Agregar un comentario

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Cambiar )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Cambiar )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Cambiar )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Cambiar )

Connecting to %s