Con Altura de Miras

Por David Bustamante

Siempre intento, desde esta pequeña tribuna, abogar por la profesionalización de la lucha libre nacional, esto obviamente tiene como ideal final que los luchadores puedan trabajar bajo contrato, con remuneración justa y con seguro médico. Este es el objetivo final, pero antes hay varios vicios o actitudes que debemos, todos, cambiar, uno de estos es la molestia absurda ante las críticas. 

Se imaginan a un actor puteando a la academia por los medios por no ganar el Oscar; Sería posible un cantante enojado porque la gente no le gustó su último disco y este tuvo pocas reproducciones, o un futbolista enojado con una sitio que se dedica a hacer memes. Son cosas que pueden pasar, pero serían anomalías y el protagonista de un acto de este tipo sería mirado raro por sus pares. Amigo luchador, promotor, manager, encargado de un medio de lucha, hasta tu amigo presentador; a la gente no tiene porque gustarle lo que entregas, es simple, tiene todo el derecho de encontrarlo malo, se puede reir, puede decir que tu producto es de bajo nivel etc. Basta de esa actitud tan sensible de molestarse ante la mínima crítica.

Hay límites, evidentemente los hay, yo mismo he puteado de vuelta a gente que nos ha insultado gratuitamente, hay mucho cobarde tras un teclado que le gusta difamar y luego llora ante las respuestas. No hay nada más estúpido y atencional que un fan que ingresa a una publicación de un luchador solo para odiar e insultar, entiendo que una persona se defienda en estos casos, pero seamos sinceros, muchas respuestas de malas formas de parte de gente que pertenece a la escena de lucha son ante críticas absolutamente válidas. Si no eres capaz de aceptar que alguien, con fundamentos, no le guste tu trabajo, es que no sirves para esto, lo siento.

Ejemplos hay de sobra, hay una página de memes llamada Esto es Trucha, hay que tomarla con la seriedad que merece una página de memes, pero me he topado con varios luchadores y promotores sentidos en lo más hondo de su orgullo por bromas publicadas en este sitio. Recuerdo a Brad “The Cute” Boy ofendido por una burla a Chancho Felipe, uno de sus argumentos fue que los fans no deberíamos reírnos de un luchador por su físico, siendo sincero estoy medianamente de acuerdo con el fondo, pero hay que entender que un fan que se quiere burlar no tiene que pedir permiso a nadie. Lo mismo pasa con SNLL, nunca los he visto en vivo y no podría evaluar su calidad sobre el ring, ya en otras oportunidades he dicho que soy contrario a que se usen niños menores de edad en shows, pero también hay que reconocer sus intenciones de mejorar, llamando a luchadores de la calidad de Guanchulo para entrenar; amigos, su carta de presentación es lo que muestran en el ring, estar constantemente peleando con una página de memes solo los deja mal a ustedes.

En varias columnas critiqué a RLL, nunca con mala intención y siempre con fundamentos, la reacción fue sin duda desmedida. Ejemplos hay muchos, el tema de fondo es que aprender a aceptar las criticas y que como figura que ejerce un oficio de cara al público, las opiniones positivas y negativas siempre serán parte de la lucha.

Agregar un comentario

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Cambiar )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Cambiar )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Cambiar )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Cambiar )

Connecting to %s