El experimentado luchador y símbolo de Revolución Lucha Libre fue el quinto invitado de RasslinPod Live. Nos entregó su opinión sobre la profesionalización de la lucha, de lo que viene para RLL y su experiencia en Wrestling Superstar, entre otras cosas.

Foto Portada: Daniela Vásquez para Revolución Lucha Libre.

Si hablamos de los nombres más reconocidos en la historia de la lucha libre chilena, sin duda muchos mencionarán a Montoya. Con 20 años en el circuito, el enmascarado ha encabezado por años Revolución Lucha Libre y su academia, reconocidos como pioneros en el circuito nacional y su actualidad. Montoya fue el quinto invitado de RasslinPod Live, nuestro ciclo de entrevistas que realizamos cada jueves en Instagram.

Como tema obligado en cualquier conversación, le preguntamos por cómo vive su cuarentena: “En términos personales, ha sido muy complicado. El 50% de mis ingresos dependen de la lucha libre, ha sido duro para mi familia y mi bolsillo. Pero ahí uno siempre se está reinventando, las lucas gracias a Dios no nos faltan, porque trabajo hay. Me imagino a la gente que está más complicada que uno, siento que son los que más están sufriendo, ni hablar las personas que se han enfermado. Entonces, es algo que se está viviendo y que se le tiene mucho susto”.

Lo último que se vio de RLL antes del receso la pandemia fue Dream Match, un ciclo de tres shows realizados en el recinto ubicado en Guillermo Mann 929, Ñuñoa. Mismo lugar donde tenían presupuestado hacer su inicio de temporada, pactado para el 5 de abril: “Veníamos de hacer Dream Match, que es un espectáculo que hacemos en verano, que mezclamos gente de todos lados y salió super entretenido, estuvo super bien. Íbamos a comenzar la temporada ahí (Mann) y con la pandemia, claramente se tuvo que suspender”.

“Estamos en lo mismo que están todos, en receso, jajaja. No es mucho lo que se puede hablar sobre eso, estamos todos sin poder luchar ni entrenar, a pesar de que el lugar está ahí a disposición, pero sería una irresponsabilidad gigantesca hacer algo. Entonces está todo en stand by y sufriendo como todo el mundo, me imagino”, declaró.

 

Raza de Campeones cerró un 2017 redondo para RLL, realizado en el Club Chocolate, pero que desde entonces han estado en vaivenes como continuos cambios de lugares. Para el luchador, esto no fue un atenuante para el aspecto monetario de la agrupación: “En términos económicos en los últimos tres años a RLL le ha ido muy bien, a pesar de que la pequeña Arena que teníamos en San Joaquín la tuvimos que dejar e implementarla en otro”.

Aún así, Montoya justifica la itinerancia de los espectáculos en virtud de propagar el producto, pese a que mantendrían a Guillermo Mann como su lugar fijo, al menos en la primera parte del año: “Siempre la idea es poder encontrar un mejor lugar, más cómodo, más central y con más espacio, pero por el momento lo que se hizo ahí fue DreamMatch. Te mentiría si te digo que se va a seguir haciendo algo, si se va a hacer la temporada ahí, está el Teatro Novedades también, no sé. En realidad, depende mucho del tiempo y cómo esté la gente, para dónde vamos a ir mostrando la lucha libre. En Santiago hay hartos lugares para hacer lucha y eso no es problema. Estábamos ahí entrenando (Mann), quisimos crear Dream Match de nuevo, lo hicimos, estuvo bien exitoso, entretenido. Yo creo que ahí nace y ahí muere, siento que hacer una casa para mostrar lucha siempre en el mismo lugar es entretenido, pero te limita en el sentido de que no te mueves de esa zona y no sales de la misma gente, yo creo que la lucha libre necesita mucha más gente para poder crecer”.

La imagen puede contener: 1 persona, interior
Imagen: Valhöll Media.

 

Al ser consultado si le gustaría un mejor financiamiento en el circuito en lugar de la autogestión y de la operación tipo “club deportivo” con el que operan muchas agrupaciones en el país, Montoya descartó que la realidad de RLL fuese así, aunque tiene su opinión y deseo claro al respecto: “Ojalá en Chile llegara alguien que le pagara lo que vale cada luchador por su trabajo. ojalá en el corto tiempo. Si hoy en día, gracias a Dios, algunos podemos cobrar algo por nuestro trabajo, en todos lados, lucas distintas, creo que hay otros que no cobran porque son más novatos y los de más experiencia cobran más, cada uno cierra sus propios acuerdos en realidad. Pero ese dinero es muy poquito y ojalá en el corto tiempo pueda llegar alguien que le pueda pagar a alguien por su trabajo. Nadie puede trabajar gratis, lamentablemente nuestra realidad en Chile es otra y espero que el circuito se profesionalice. Siento que ese es el problema en Chile, que somos demasiados, entonces si no te aceptan en un lugar, te vas a otro donde sí te aceptan y donde las cosas se hacen como se hacen, y donde todo el mundo puede luchar, esté preparado o no. Ese es el problema, que no ha llegado la gente a poner el dinero que debería tener este negocio porque existe mucho luchador y lamentablemente en internet se ven todos iguales”.

Para Montoya, esto tiene que ver con el costo que tiene un luchador conforme a la exigencia y su disciplina: “Muchos dicen que soy autorreferente, pero no puedo hablar de la realidad de otro, sino de la mía. Y mi realidad es que sólo para comer, para entrenar, proteínas y suplementos, me debo gastar unas 200 o 300 lucas mensuales. Eso acompañado de dos entrenamientos al día, aparte doy clases de lucha libre, básicamente estoy todo el día entrenando, yo invierto mucho para poder mostrar lo que soy, lo que es Montoya en el cuadrilátero. Eso siento que la gente lo nota, hay diferencias físicas entre unos y otros muy grandes, siento que tú también como comunicador lo puedes notar. Entre unos y otros luchadores hay diferencias físicas, estéticas y dejemos lo más importante que es la lucha a un lado, también hay diferencias gigantescas. Entonces yo creo que nuestra lucha libre chilena a nivel global tenga un nivel más o menos similar, va a pasar eso de que se va a profesionalizar. Pero mientras existan personas que no están preparadas para luchar, yo creo que vamos a seguir donde estamos, al tres y al cuatro, donde sólo algunos pueden cobrar. Creo que ese es el fondo de todo esto”.

 

En relación a esto último, surge la interrogante de la estandarización de la lucha, donde el aspecto físico también juega un rol preponderante. Así se observa en RLL y sus exponentes salidos de su academia como Dozer. Sobre cómo ve la proliferación de escuelas en donde quizás carecen de ese estándar o rigurosidad física que requiere prepararse para la lucha libre y que no se pueda tomar con ligereza, Montoya nos comentó: “Yo creo que sí hay buenas escuelas. Tengo que ser honesto, yo he luchado con Guanchulo y XL, que son los que tienen sus escuelas también y sé que son buenos luchadores, no sé si sean buenos profesores porque no conozco sus clases, pero sí los conozco como personas y creo que tienen una buena escuela, mucha experiencia y han podido viajar y luchar en otros lugares, entonces siento que ahí pueden salir buenos luchadores. Ahora, me gustaría ver que saquen a un gran luchador, pero eso toma tiempo, ahí hay una buena escuela. El otro que sé que tiene buena escuela es Taylor (Wolf), yo no he podido luchar con él, sí lo conozco y he visto su trabajo, creo que es un gran luchador también, ha luchado en otros lugares y creo que también en algún minuto su escuela va a sacar un gran luchador”.

Sin embargo, Montoya apunta a los promotores que no discriminan entre un luchador listo o no listo como la piedra en el zapato del progreso de la actividad en el país, por sobre la propia calidad de las escuelas: “Necesitamos tiempo, creo que las buenas escuelas que puedan existir en Santiago necesitamos más tiempo para poder seguir trabajando con la gente, formando luchadores. Yo te estoy hablando de esas escuelas de las personas que ubico, pero de ahí para allá no conozco ninguna escuela que sea potente, que realmente esté sacando gente. Me queda la escuela de mi amigo Atemista, que es un gran luchador y que ha preparado a varios muchachos y van muy bien. La lucha libre necesita tiempo, siento que no es problema de las escuelas, sino de los promotores. Pueden existir 100 mil escuelas de lucha libre, a las finales el que quiere aprender va a decidir dónde entrenar, dónde le fluye y donde aprende más, el problema está en cuando no están listos los ponen a luchar, ahí está el conflicto. Pueden haber escuelas buenas y malas, eso da lo mismo, al final es un promotor o pseudo-promotor el que lo toma y lo permite luchar, ahí es donde la lucha libre se está cayendo”.

La imagen puede contener: 1 persona, calzado

 

Para disminuir esas falencias, le consultamos a Montoya sobre alternativas como la factibilidad de tener una licencia de entrenador de lucha libre, como se hace en México. Pero al no tener un carácter deportivo, Montoya nos aclaró: “No sé si legalmente se puede hacer, porque en Chile nosotros no entramos como deporte, sino como espectáculo, un show, un varieté. Siento que existen personas que tienen un deber moral, los luchadores antiguos y buenos luchadores vigentes tenemos un deber de tratar de orientar a la gente, transmitir conocimientos y poder mejorar todo esto. El internet aguanta mucho y ahí está el gran problema, en internet son todos buenos, grandes luchadores y la hueá es paupérrima. Todo el mundo sabe quién es quién, pero de igual manera un montón de gente no está preparada y sigue luchando, ahí está el problema”.

Según el luchador, esto también es una responsabilidad de los medios: “Yo siento que ustedes cubren eventos de lucha libre, pero a todos. Entiendo que los cubran a todos por igual, pero hacen que un hueón que trabaje mucho para esto como Guanchulo o XL se vea igual que uno que no está preparado. Yo no digo que los que no están preparados o no luchan muy bien no tienen que luchar, nadie te lo puede decir, pero tienes que prepararte, estar a nivel, para que nos tomen en serio y llegue un hueón que tenga dinero, lo ponga en este negocio y le pague a los luchadores lo que les tiene que pagar, lo que vale una lucha, para que el tipo pueda seguir progresando y mostrando su trabajo”, sentenció Montoya.

“Si yo te contara, en el último par de años he luchado prácticamente todos los fines de semana, en hartas promociones y me ha ido muy bien, estoy muy contento. Y para poder lograr ese ritmo, he tenido que invertir mucho dinero en mí, y tiempo para mantenerme haciendo esto al nivel que yo creo que hay que hacerlo, que en mi caso es el 110%. Entonces me da mucha pena llegar a un lugar y ver gente super poco preparada tanto físicamente como en su equipo de lucha y después en la lucha tú la ves y… no sé, no sé qué estás haciendo. Es super triste ver esto, porque a mí me cuesta mantenerme en esto”, complementó.

La imagen puede contener: 1 persona, sonriendo
Montoya y Coyote han sido los bastiones de RLL y su academia a través de los años. Imagen: Foto Sunshine.

Normalmente las opiniones directas y honestas suelen tomarse con cierto resquemor, pero Montoya descarta que pueda generar polémica con las suyas:  “Creo que no, siento que la mala onda que pueda existir conmigo es porque lo que ustedes están viendo ahora y lo que ve en el ring, soy yo mismo siempre. A la gente le incomoda a veces algunas cosas. Mira, te voy a contar un par de tallas, me han dicho: ‘Oye, este hueón dijo esta hueá, este hueón dijo esta otra hueá‘, cosas negativas de uno, y tú llegas, te ven y te saludan de abrazo”.

 

Muchos luchadores han tomado la decisión de ir al extranjero a perfeccionarse. Se pueden contar ejemplos como el de Pedro Pablo y Alessandro o más recientemente Nikki, Dylan, Sebastián Joestar, Álex Hero y Taylor Wolf en Estados Unidos, Anarko Montaña en Inglaterra, Red Quinzel y Tyra Fly en México, sin contar las establecidas Akari en Japón, Stephanie Vaquer en México y Catalina García en WWE.

Para Montoya, esto es un avance en la profesionalización de la lucha, pero conlleva una cierta responsabilidad: “Es un aporte gigantesco. Siento que toda esta gente tiene la misión moral de hacer seminarios y los luchadores, ya sean novatos o avanzados, tienen el deber de tomar el seminario. Es gente que tiene la oportunidad de estar afuera y están dos, tres meses, un año, tres años, obviamente viene con más experiencia, con herramientas distintas y hay que tomarlas. Ellos tienen el deber de generar seminarios, ojalá segmentados para avanzados, para novatos, sería ideal, para poder hablar el mismo idioma y aprovecharlo. Porque no es lo mismo un seminario abierto para un niño que recién lleva meses en una escuela y que este yo por ejemplo, ahí, que tengo 20 años hueveando en la lucha libre. Le va a aportar un montón a la lucha libre”.

“Pero insisto, el problema no está en la lucha, está en los promotores, mientras estos hueones no empiecen a segmentar la gente que lucha y dejen que luche cualquiera, que no esté preparado, que salga a pelear con zapatillas, de ahí para allá estamos cagados y esto se va a seguir manteniendo en lo que está”, añadió.

No hay ninguna descripción de la foto disponible.

 

Volviendo a la nivelación de distintos luchadores en un mismo show, Montoya describió más claramente una crítica, según lo mencionado por nosotros acerca de CNL y Clandestino como las promociones más populares: “CNL está en un bonito lugar, tiene buenas fotos, buena imagen, el producto se ve bien. Pero llegas a ver la lucha y qué te parece, porque yo he visto unas luchas que valen mil hectáreas de callampa, como espectáculo y como entretención es una mierda. Ves hueones tropezándose, que no saben aplicar un movimiento, que venden mal. Es atroz en términos luchísticos, hay hueás que son muy malas y hay hueones entremedio que son muy buenos en la misma promoción. El problema es el filtro de los hueones, si está preparado para luchar, ¿este hueón viene haciendo buenas luchas?, no, de vuelta al potrero, de vuelta al gimnasio; ¿este hueón está bueno?, a ese hueón démosle, que pelee con hueones más avanzados, que se saque la chucha, que se foguee”.

“Nadie te puede negar que te transformes en un buen luchador, eso depende de cada persona, pero hazlo bien, prepárate, invierte en tí. Hace poco el (Álex) Hero con el Taylor (Wolf) fueron a entrenar a Estados Unidos donde Pablo Márquez, los muchachos se pegaron el tremendo viaje, están invirtiendo en ellos, claramente en aprender nuevos entrenamientos y cosas nuevas en la lucha libre, vienen con experiencia. Entonces, yo siento que no es justo para la lucha libre que hueones que invierten, que se preparan, que dan buen espectáculo por lo demás, los dos antes de irse incluso, estén en el mismo show de un hueón que no tenga ese nivel, o que no lo haga bien y que no esté preparado. Ese es el problema”, enfatizó Montoya.

“En la medida de que existan más luchadores preparados, esta hueá va a ser un golazo. Yo estoy feliz porque veo que hay grandes hueones, muy buenos luchadores y el problema está en eso, que haya un piso, de aquí para arriba pueden luchar y de aquí para abajo tienen que volver al gimnasio”, explicó.

“Fuera de eso, a un muchacho que no lo dejan luchar y dice ‘puta, no me valoran, no me dejan luchar aquí’, se va a luchar a una parte donde sí lo dejan, y en internet, sin agraviar, nos muestran a todos iguales, el trabajo se va a la mierda y el cabro chico cree que puede luchar con zapatillas y polera. Entonces estamos cagados, caga todo el desgaste, la inversión que hace cada luchador. Sin agraviar, es con cariño”, señala Montoya, dejando esbozar una crítica hacia nosotros”, cerró.

 

Hablando de Clandestino, según Montoya es una fórmula exitosa y que tiene un pasado en RLL: “Es bueno el espectáculo, a la gente le gusta. Yo nunca he visto un espectáculo de ellos, algunas luchas y pedazos de lucha en realidad, pero el formato que tienen es entretenido, a la gente le gusta ir a tomarse una chelita y gritar hueás en buena onda. Los chiquillos están cubriendo un segmento que no se cubría antes, o que RLL lo cubrió muchos años atrás, y les está yendo bien, está funcionando. Creo que en la variedad está la gracia en esto, si todas las promociones son iguales, serían horrible de fomes. La fórmula que tienen está buena, positiva, y a la gente le gusta. Y hay buenos luchadores ahí también”.

La imagen puede contener: una o varias personas, personas en el escenario e interior

 

Para muchos, Wrestling Superstar fue el responsable de que más público se interesara en el producto nacional. La fórmula de ver connotados luchadores mundiales como Rey Mysterio, The Hardy Boyz, The Young Bucks, Kenny Omega, Pentagon Jr., entre otros, mezclados con la promoción de luchadores chilenos, dejó un legado. Sin embargo, esto no pudo sostenerse en el tiempo.

Montoya fue uno de los más regulares en las funciones que tenían a Hugo Savinovich como la cara visible, siendo en un momento Campeón Nacional Indiscutido y guarda buenos recuerdos de su experiencia: “Yo siento que Wrestling Superstar es lo más grande que ha existido en Chile. Y para lograr ese nivel, yo creo que estamos cagados. Fue grandioso, yo pude luchar en todas sus fechas. Por supuesto que le trajo beneficios a Chile, a un 500%, nos colocó en una vitrina en la cual no se había estado hace mucho tiempo, en la vista de muchas personas que no estaban dispuesto a consumir lucha libre chilena y sólo la gringa, y estaban cagados, tenían que vernos igual a nosotros porque estábamos dentro del show, fue muy beneficioso. Un negocio para quien lo estaba pagando, claro, él fue el hombre que ganó más dinero y, todo bien, a mí me fue muy bien ahí, no tengo nada malo que decir de Wrestling Superstar. La gente lo disfrutó, trajeron luchadores que en su perra vida iban a ver y los pudieron apreciar”.

“Antes de Wrestling Superstar, nosotros habíamos hecho Guerra de Titanes en el Teatro Caupolicán, hace mucho tiempo, cuando trajimos a Rikishi, y así y todo no alcanzamos a llenarlo, llevamos 3500, 4000 personas. Y yo en los shows de Wrestling Superstar nunca los vi con menos de 5000, el Caupolicán repleto, fue extraordinario”, recordó.

“Insisto, yo creo que a los luchadores chilenos que pudimos participar ahí, nos dio sólo beneficios. Y no tan sólo monetarios, sino que de experiencia, de poder compartir camarín con gente como el Chavo Guerrero, Carlito, el mismo Don Hugo (Savinovich), ver su forma de trabajo. Yo siento que nos benefició por todos lados”, concluyó.

La imagen puede contener: una o varias personas
Montoya en Wrestling Superstar: Superplex, evento donde derrotó a Álex Hero y se coronó como Campeón Nacional Indiscutido. Imagen: Foto Sunshine.

Montoya nos contó su hipótesis sobre el por qué Wrestling Superstar no pudo prosperar en nuestro país: “Yo siento que se partió muy grande, de atrás para adelante, con muchos luchadores extranjeros y después terminó con pocos, yo creo que eso quizás agotó un poco la fórmula. Ahora también, hay que darse cuenta que el valor de un show así por entrada es gigantesco, entonces no hay bolsillo que aguante, pagando entradas de 100 lucas en algún momento, y eso es duro para el fanático en Chile, porque es continuo y podía desgastarse. Yo creo que para que eso perdurara, habría que ir aflojando la mano, quizás cuando vino sólo Kenny Omega y Matt Sydal por ahí iba la fórmula, ir trayendo dos o tres (extranjeros) y seguir potenciando a los nacionales como se estaba haciendo”.

Asimismo, Darko Navarro como fundador se posiciona como el hombre detrás de Wrestling Superstar. La labor del promotor antofagastino fue relevante y poco reconocida, según Montoya: “Así entre nosotros, que no sepa nadie, jajaja, Hugo Savinovich era empleado de Darko. Él fue el promotor que trajo todo eso a Chile, Darko es un buen amigo y una gran persona, promotor, entrenador y luchador en Antofagasta, y creo que se la jugó, desembolsó todas sus lucas y le fue super bien, hizo algo super grandioso”.

 

En la entrevista que le hicimos el año 2017 (ver aquí),  Montoya señaló que Gonzalo Egas tenía antecedentes por sus conocimientos de MMA y su negocio como para involucrarse en la lucha libre, no como otros personajes de la televisión. Sentimos que sus palabras aludían a Ariel Levy, que en ese entonces llevaba poco tiempo en la lucha: “No lo he visto luchar ahora último, no te puedo dar una opinión luchística al respecto. Lo que sí puedo decir es que el tipo se ha mantenido luchando desde que comenzó hasta la fecha, entonces quiere estar en este mundo y eso se valora. Una vez tuve una oportunidad de luchar con él y no sabía ni caminar, espero que haya aprendido a caminar otra vez, jajaja. Se ha mantenido desde que quiso entrar a esto, a lo largo de los años, entonces quiere decir que sí quiere este deporte, sí quiere este espectáculo, quizás se enamoró o está enamorado de antes de la lucha libre y si ha ido mejorando, bacán. Déjame ver una lucha y te doy la opinión sin ningún drama”.

Sobre el Tryout de WWE en diciembre de 2018, Montoya explicó su ausencia con algo muy particular: “¿Te digo la verdad?, no alcanzamos a postular. Como que supimos que había que postular y cuando lo hicimos, ya estaba lista la hueá. Pero tengo que ser honesto, WWE es lo más grandioso que hay, pero me gusta más TNA y ROH. Con mi compadre Coyote lo hicimos tarde”.

La misma prueba de WWE realizada en Chile dio como resultado la contratación de Catalina García, conocida en Chile como Jessy. Catalina salió de la academia de RLL y le preguntamos a Montoya si esto es motivo de orgullo: “Tengo que ser honesto contigo, yo no tengo opinión de ella. Sí siento que ella haya llegado a WWE es grandioso para ella y para nuestro país, porque ellos siguen mirando para acá, entonces es grandioso también para el futuro de nuestros luchadores y para la gente joven que pueda tener esas grandes oportunidades. Pero así como de ella, no tengo opinión”.

Sobre un supuesto acercamiento con CNL y la posibilidad de luchar en otras agrupaciones, Montoya nos explicó: “Uno no puede cerrar las puertas a ninguna parte, quizás se confunden algunas cosas entre talla y talla. Sí, alguna vez conversamos, pero no llegamos a las lucas y por eso no he luchado en CNL, pero si en algún minuto se llega a acuerdo, por supuesto que sí, por qué no. De la misma manera en la cual llevo trabajando tres años para Legión, no hay ningún problema. Insisto, tengo un deber con lo que me queda de lucha de poder seguir entregando la experiencia a un montón de personas y tengo el deseo de seguir entregando espectáculo, siento que mi cuerpo todavía está muy bien, tengo un montón de lesiones que no arrastro porque soy bueno para entrenar. Entonces no me cierro a ningún lugar, con CNL sí hablamos en algún minuto para una luchita, pero no llegamos a acuerdo económico y eso es todo, quizás si más adelante se llega a algún acuerdo, feliz”.

En Legión, Montoya se ha convertido como en una especie de luchador a vencer para aquellos que quieran poner dentro de la escena titular. Sobre si le acomoda ese rol o le gustaría ir por más en Legión, nos comentó: “A uno siempre le gustaría ir por más. Yo al menos soy super competitivo, tengo 35 años y he aprendido a puras patadas y a combos, no tan sólo sólo en la lucha, sino en la vida, entonces siempre uno quiere ir por más. Pero yo estoy contento con el trabajo que me dé el promotor, mientras el trabajo sea claro, yo voy a trabajar feliz”.

“En Legión he trabajado con harta gente joven y, contento por poder entregar lo que uno sabe, entregar experiencia a esos muchachos y entregar espectáculo. Yo soy el hueón más agradecido del mundo de poder seguir mostrando mi arte a la gente, mientras pueda seguir haciendo eso y la gente te lo devuelva con cariño, con aplausos, quiero seguir estando aquí. En la medida de que la gente quiera que uno siga estando, voy a estar”, agregó.

“Pero sí hay lados en que no lucharía, sería algo como Delta (N. de la R: en realidad era DLA Wrestling). Eso era como un mal chiste, por ahí bookearon a Coyote, me acuerdo que lo pusieron en un par de afiches fallidos, espectáculos que no se hicieron. A eso me refiero, yo creo que un luchador no puede ser parte de cosas así —’oh, hice cagar a Coyote’, bromeó—. A ese tipo de cosas les digo que no, al resto, mientras se pueda llegar a un buen acuerdo, el bookeo sea claro y el espectáculo quiera tirar para arriba, sí”, sentenció.

Montoya nos esbozó novedades respecto a su futuro personal y el de RLL, una vez superada la crisis sanitaria mundial, anticipando grandes cambios en los que están trabajando: “Tengo buenas nuevas, proyectos personales, hartas cosas ‘en canastos’ y que justo iba a comenzar con algo super grandioso cuando partió todo esto, pero está en carpeta. Con RLL, tengo que ser honesto, tengo ganas de guardarlo y hacerlo mutar. Creo que esta pandemia ha sido el momento justo para poder hacer esto, se están trabajando cosas entretenidas, un par de propuestas nuevas, que no se han visto acá. ¿Tú te has dado cuenta que hemos sido siempre pioneros en eso, de hacer cosas que nadie más ha hecho a lo largo del tiempo?, entre la jaula, las piolas cruzadas, la lucha de escaleras, a dos rings, una temporada entera tuvimos un ring de ocho lados. Estamos tratando de hacer mutar nuestro espectáculo para poder presentar algo distinto a la gente, y fue el momento justo porque estamos trabajando fuerte en eso, y apenas todo esto pase, empiezan los entrenamientos, yo doy clases toda la semana y empezar ojalá a programar espectáculos de una. Ahora, esto se ve para largo, así que vamos a poder crear cosas grandes. Espero que todo el mundo esté haciendo lo mismo, los promotores, trabajando en mejorar su producto”.

“Gracias al público de la lucha libre nacional. No sigan apoyándola, disfruten del espectáculo. Eso es lo que se necesita, más gente dispuesta a disfrutar de la lucha libre, mientras eso exista y siga creciendo, la lucha se va a mantener y seguir creciendo”, cerró.

El Capítulo 5 de RasslinPod Live completo, te la dejamos aquí.

No olvides vernos en RasslinPod Live, nuestro ciclo de entrevistas, todos los jueves a las 21:00 en el Live de Instagram. Puedes participar enviando tus preguntas y comentarios. Por si te perdiste alguna, te dejamos los capítulos anteriores:

Agregar un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s