Woodan y su salida de Legión: “Estaba pidiendo cosas básicas como un almuerzo”

El actual Campeón en Parejas de FNX Lucha Libre abordó sin tapujos sus motivos en el sexto capítulo de RasslinPod Live, además de conversarnos de sus inicios, de la Academia de Atemista y su presente.

En el Capítulo 6 de RasslinPod Live, conversamos con Woodan. El luchador surgido en la Academia de Atemista ha luchado en agrupaciones como Delta Machalí (donde fue su Campeón Máximo), CLL y XNL, pero alcanzó notoriedad en Legión Lucha Libre, donde levantó el Campeonato en Parejas el 2019 junto a Kriss Vector. Diferencias con el productor de Legión lo hicieron alejarse de la agrupación. Hoy reina en la misma división en FNX Lucha Libre junto a Remo. Sobre esto y más, conversamos con él en nuestro espacio de los jueves en Instagram.

En la entrevista, le preguntamos cómo los luchadores mantienen su forma desde sus casas: “Hemos visto que Yeyo’s Dojo, Bundy y Shocko están dando clases en línea. Tengo la suerte de tener amigos que son preparadores físicos y ellos me han mandado rutinas. Además que antes yo venía con una rutina diaria de ejercicios. He estado semanas completas tirado en la cama, no hay que volverse loco con el tema, cualquier cosa sirve, desde levantar un kilo hasta rutinas de cardio o HIIT. Es vivir el día a día”.

Sobre la situación expuesta por Montoya en el episodio anterior, donde afirmó que la recesión le restó la mitad de sus ingresos, Woodan precisó: “Esto no es algo que afectó a cierta parte del país o a alguna agrupación en especial, sino que a todo el país, todos estamos en cuarentena. A todos que viven de esto los cagó, hay luchadores que están haciendo dos, cuatro, hasta seis eventos al mes y fueron mermados por el coronavirus”.

“En todo ámbito, social, educacional, comunicacional, todo cambió. El tema de no ver gente, yo siempre me juntaba con Matías Campbell y no nos hemos visto desde que partió todo esto, hay que reinventarse en cómo tratar de mantener amistades, familiares y relaciones con otras personas”, complementó.

Pero la cuarentena no ha sido impedimento para que las luchadores y agrupaciones usen sus redes sociales para mantener contacto con la gente: “Es entretenido. Uno pasa por el bajón de no tener nada que hacer, pero también aparecieron agrupaciones como Evolución Plus que está haciendo su “Torneo Internet”, entonces hay otras formas de entregar movimiento en redes sociales a los fans. También las rutinas de ejercicios, la gente que me sigue en Instagram sabe que estoy haciendo ejercicios todos los días porque lo subo, hay otros como (Álex) Hero, Montoya, William, Choka3 que también lo hacen. Esto no ha parado, claro que no hay lucha, pero los luchadores no estamos sentados esperando que una agrupación nos llame, ahí se nota cuando esta hueá no es un hobby, uno se está preparando para las próximas cosas que vienen”, comentó.

La imagen puede contener: una o varias personas

Woodan los recordó detalladamente sus inicios en la pasión de la lucha libre y su camino a ser luchador: “Te voy a dar la respuesta más cliché del mundo. De cabro chico veía la lucha libre, yo tengo 31 años y soy de la generación que creció con WWE en La Red, con Cactus Jack, con Undertaker lanzando a Mankind desde el techo de la Hell In A Cell, con Stone Cold convirtiéndose en Campeón Mundial. Siempre estuvo el bicho, siempre me encantó, yo creo que la única parte donde dejé de verla fue cuando apareció John Cena que nunca le encontré lógica en su momento. Igual practiqué otras cosas, pero nunca nada me llenó”.

“Entré el 2012 a la escuela de Generación Lucha Libre cuando estaba Ram-C, Darken y Broek-1 dando clases, duré como seis meses y no alcancé a debutar por problemas personales. Después pasé junto a Bardo, Matías Campbell y Los Punta de Diamante armando algo nuevo, pero se fue a la cresta, quedamos disconformes con no poder seguir y nos metimos a cosas diferentes. Los Punta se fueron a Xplosion Nacional de Lucha, Bardo a Federación Nacional de Lucha y yo con Campbell nos fuimos a Legión, la Academia de Atemista en ese entonces. No entré con expectativas de debutar, entré porque me gustaba esto. No tenía esperanzas porque veía a estos cabros jóvenes que eran más chicos, más flacos, para ellos los 450 Splash era como comprar el pan. Entonces, jamás pensé llegar a lo hecho el día de hoy”, siguió.

“La Academia de Atemista es un buen semillero, las bases y la plataforma fundamental de la lucha libre creo que las tiene muy bien planteadas. Pasa que uno después quiere buscar otras cosas, movimientos, mañas y por eso algunos se van, pero en Santiago creo que el 50% o 60% pasó por la Academia, grandes nombres como Sara Phoenix, Owen o Matías Campbell. La Academia de Atemista te da buenas bases, además de que no todos pueden debutar. Hay algunos que terminan debutando y quedan en el olvido, pero la mayoría sigue luchando, Atemista es un muy buen maestro”, complementó. 

Woodan también reveló sus alternativas fuera de su escuela formativa: “Hay otras academias como la de Revolución Lucha Libre, Yeyo’s y la de Xtreme. La verdad de las cosas, lo único que quiero es ir a la Academia de Xtreme, porque por mi forma de ver la lucha libre creo que calzo perfectamente ahí. También me gusta como enseñan en Chile Lucha Libre, el público y la gente que entrena es la raja. Para allá están mis próximas metas”.

Sobre sus metas, Woodan las desmenuzó en plazos y reveló que quedó pendiente una visita al extranjero: “Si salgo vivo de esto, lo primero es FNX y seguir defendiendo el Campeonato en Parejas. Con Remo lo hemos hecho impecable y no han podido dar con el nivel para quitarnos el título, partiendo por eso. Quiero llegar al Campeonato Máximo, no sé si me tocará con Stone Dragon (actual campeón), Pedro Pablo o Di Bassi, me daría igual. En Evolución, quiero destacarme junto a (Víctor) Motta y (Kriss) Vector en Fuerza de Poder, ahí nadie tiene la fuerza ni el tamaño para darnos cara”.

“A largo plazo, mi meta es viajar y mejorar mi forma de luchar. Tengo muchas ganas de luchar contra Kraken, contra Pedro Pablo podríamos sacar una excelentísima lucha, contra gente en Arica, contra Lemmy (Wulf). Entrar a otra agrupación, fue invitado a Xplosión Nacional de Lucha que tiene excelente gente detrás del camarín”, continuó. 

“Irme fuera de Chile no es mi meta, sí me gustaría ir a luchar a Argentina, Perú, Brasil, Colombia, tengo una invitación de ir a luchar a Paraguay pero se fue a la cresta con esto del coronavirus. Pero metas grandes como irme a WWE no tengo, no porque no me guste ni por falta de ambición, es que ya no estoy con la edad, eso se lo dejo al Zack (Over), al William, gente joven que está recién partiendo. Tampoco es que lleve mucho tiempo, pero la edad también pesa, por eso es que entre preferir a un cabro que lo da todo como William, Choka3, Campbell, Vicente Arteaga, Sombra Ermitaña, Remo, Pedro Pablo, gente que tiene tiempo, valor, mucho talento para entregar internacionalmente. Obvio que me encantaría luchar afuera, pero no es mi meta principal. Mi meta es hacerme un nombre en Chile y sacarle la chucha al Kraken”, cerró.

Profundizando sobre su invitación a luchar a Paraguay, Woodan los explicó: “Esto nació de una Fatal de 4-Esquinas en FNX en Parejas contra (los paraguayos) Tyler Navarro y no recuerdo el nombre del otro participante (Cub Reyes). Congeneamos muy bien después de la lucha y quedó la invitación. Son oportunidades que se toman, pero se fue todo a la mierda con el coronavirus”.

Dada la experiencia de XL, Zatara y hoy, Catalina García, Woodan comentó sus impresiones de que WWE haya puesto sus ojos en el talento nacional: “La raja. Nadie en Chile hace 15 o 20 años se imaginó ver a un chileno en WWE. Tal vez estaba la expectativa, como en alguien con el tamaño o irse a probar en un Tryout. Pero concretamente, hasta que vimos a XL en el Cruiserweight Classic, era impensado. Después de ver a Zatara en el Mae Young Classic, uno veía que “oh, claro, los invitaron”, bacán, era como una bandera chilena puesta. Pero después de ver a Catalina contratada por WWE, digan lo que digan, a mí personalmente no me gusta mucho WWE ni NXT, pero tú sabes que es la empresa más grande de lucha libre en el mundo y que una chilena esté ahí, por donde lo mires es fantástico. Que te guste o no te guste la manera de luchar de Catalina es otra cosa, pero que ya esté ahí es un plus. No es inalcanzable”.

Mucho se ha comentado de que la actual escena nacional ha tenido que lidiar con las comparaciones con los Titanes del Ring, ya que es el único antecedente de memoria colectiva en Chile, pese a que el Pro Wrestling tiene poco y nada que ver con ellos. Woodan nos dio su opinión, donde asegura que hay homenajes a ellos y que es una tendencia que casi no se ve en las nuevas generaciones: “Creo que pasa con la gente que lleva mucho tiempo en la lucha libre chilena que sigue comparándonos con Los Titanes. Pero la gente que va a ver los shows de ahora ya no nos asocia. Hay títulos como el de XNL pero ellos le dan tributo a esta generación, pero ya no estamos en la época y no creo que la gente se acuerde de ellos, el público sabe que existieron y se le rinden todos los honores posibles, yo tengo una muy buena relación con Mercenario. Pero ya no hay una comparación como que alguien diga, por ejemplo, que The Maze es igual a La Momia, no hay personajes característicos de aquella época, no sé si pueda haber alguno”.

La imagen puede contener: 1 persona
Imagen: SP Fotos

También abordamos las distintas alternativas que se pueden ver, desde el producto para todo público y la lucha más hardcore. Woodan también complementó con la masificación gracias al “boca a boca” y la fidelidad creada con los fans: “Creo que pasa por la cantidad de agrupaciones que hay, en cada región hay una y en Santiago está lleno. Pasó un tiempo en que la gente buscaba las dos opciones: una lucha más familiar y la otra donde se estaban matando con clavos en la cabeza. Ahora no, el nicho es mucha gente, uno ve las mismas caras, pero siempre hay alguien nuevo, que llega porque el primo es luchador y también lleva un amigo al show y los dos se hacen fanáticos de la agrupación, ya no te gustó el que fuiste a ver, te gustó otro y lo sigues y sigues invitando gente. Cuando yo partí, conocí un cabro que me dijo que era la primera vez que venía y hasta el día de hoy sigue yendo a los eventos donde yo voy, siempre me pide una foto y el compadre lleva más gente. Siempre pasa igual y yo no conozco a nadie que no conozca a alguien nuevo en algún evento de lucha libre”.

“Es posible llenar el Teatro Novedades, porque lo vi alguna vez lleno, pero lleno, lleno, al que le decían antes el No Va Nadie. Clandestino llena La Bóveda y después llena el Club M donde hacen el Torneo DeathMatch, lo mismo CNL con 200 ó 300 personas. La lucha libre tiene una recesión obligada por la cuarentena, pero esto le va a dar más boom y eso es cosa de cada luchador y cada agrupación promocionarse. Yo creo que aún hay gente vieja escuela que quiera ver la Era Attitude en cualquier otra agrupación en Chile. No encuentro que sea malo hacerlo, pero hay que hacerlo a la chilena”, precisó.

Puntualizando en el tema de las luchas más extremas y la seguridad de los luchadores frente a este tipo de espectáculos, Woodan aclara que el concepto “extremo” a secas ya está en retirada y que es posible ver luchas más elaboradas, donde la sangre es sólo un complemento: “Ahí entramos en otro tema, de asegurarte tú mismo o que tu agrupación asegure tu bienestar si tú quieres hacer alguna cuestión. En ese caso destaco a un par de agrupaciones que yo he visto que te van a entregar un show de calidad si quieres ver sangre, pero en un show específico. Xtreme tiene esos específicos donde hay una carnicería completa, GLL y CLL también tienen en esa modalidad. En CLL tú encuentras unas luchas fantásticas, la última buena que vi fue cuando salió campeón Chaky, que fue a toda raja por donde la miras. La de Keyton vs. Marduk también, no tuvo necesariamente que ver con el palo de alambres de púas que tiene Marduk o que hayan sacado un palo, nada, fue por otro tipo de cosas. Pero si quieres ver a un compadre lanzándose de un techo al suelo o reventando mesas, también tienes la posibilidad de verlo, pero ya no es la piedra angular de la lucha libre chilena ver a dos compadres matándose y ensangrentados hasta las cachas. Eso es evolución también”.

Woodan también nos entregó los aspectos que él cree que deben mejorar en la lucha libre chilena, basados principalmente en que los actores involucrados no dejan de ser el centro de la atención: “Que los booker no programen luchas para ellos. Conozco varios y me ha tocado que la gran mayoría programa luchas que ellos querían ver en algún momento. Si tuviesen la capacidad de verlo como el fan común y corriente que va a ver tu agrupación, cambiaría un poco más la cosa. También hay que dejar el ego de lado, tal vez yo también caigo en el mismo problema, pero son demasiado ególatras. Todos son The Rock, Stone Cold o AJ Styles, nadie es jobber, todos quieren ganar, todos quieren ser campeones y ultradestacar en su lucha, y no, no es así. De repente tienes que sacarte cresta y media por levantar a un compadre y es totalmente válido. También un poco más de profesionalismo, he visto a mucho luchador que está toda la semana tirándose las pelotas, llega el fin de semana a entrenar y no rinde, después quiere luchar y sus luchas son malas, y si alguien le dice que tiene que mejorar, se enojan. A eso me refiero también con el ego”.

A menudo hemos mencionado el hecho de que algunas escuelas sólo buscan la mensualidad de los alumnos en vez de la vocación de producir luchadores para Chile. Woodan comentó que eso ha cambiado desde la irrupción de 5 Luchas Clandestino, ya que la calidad mostrada obliga al resto a levantar la vara: “Yo creo que ya pasó eso de solamente cobrar y no mostrar un nivel después de que apareció Clandestino, porque todos empezaron a mirarlos y cacharon el nivel en el que están. No puedes comparar a Límite con cualquier otro hueón, digan lo que digan, pero Límite es el mejor luchador que tiene Chile y no sé por qué no está en otro país. Pedro Pablo también es un excelentísimo luchador para mí, la hizo, se fue con una mano por delante y otra por detrás y fue Tag Team Champion con Alessandro. Pero creo que Límite es la vara a medir en la escena nacional”.

“Claro que hay algunas que no tienen ese punto de mira, no miran otras agrupaciones para motivar a la suya y yo creo que en ese punto están mal, también tienes que mirar el producto con el que estás compitiendo si todas compiten con todas. En algún momento te va a tocar competir el mismo día y a la misma hora con otra. Por ejemplo, a Evolución le puede tocar con Xtreme, aunque no son competencia directa, va a ver gente que va a preferir ir a ver una sobre la otra. Yo creo que Clandestino llegó para eso, llegó para poner la vara y decir que desde acá para arriba tenemos que estar todos bacán. No digo que todas las luchas de Clandestino sean la zorra, pero creo que el roster estable como XL, Guanchulo, Límite, Sara Phoenix, Zatara, Kristy, Francis, etc, son esa vara”, concluyó.

La imagen puede contener: 1 persona, de pie
Imagen: SP Fotos

Hablando de Clandestino, otra de sus identidades es la complicidad con su público. Esto Woodan lo destaca y cree que también se replica en otras partes: “El feedback que hay con la gente, en ninguna otra agrupación tienes tan cerca al público del ring. Alguna vez fui a Clandestino y era espectacular el ambiente y el post-lucha también es bacán. En CLL también es lo mismo, pero ellos ya tienen su nicho, a mí me encanta ir, la paso bien y me río, ahí se nota quién es el malo y el bueno y eso quiere ir a ver a la gente. Es como una novela, uno sabe a quién apoyar y a quién no, y CLL te lo entrega perfecto. Ahora si quieres tirar una cerveza en el hocico, todo permitido. Y así se llena CLL, nunca los he visto vacíos. Pero así también he visto agrupaciones que no pasan de las 20 personas”.

Dada su experiencia en luchas Tag Team dado sus dos títulos, se le preguntó a Woodan cómo es la dinámica de trabajar en parejas. Nos contó sobre su experiencia tanto como con Kriss Vector en Legión como con Remo en FNX: “Creo que con Vector es más fácil trabajar que con Remo. No es que Remo no sea mejor que Vector, pero con Remo me pasó una hueá muy bacán. No nos conocíamos, llegué a FNX y me dijeron que iba con él. Desde que me avisaron hasta el momento que luché con él había visto dos o tres luchas de Remo y no entendía muy bien lo que tenía que hacer con él, pero fue como espontáneo, nació una química luchística desde el primer momento. Con Vector pasé del odio al compañerismo, yo lo veía como el único rival potente en Legión y en Evolución y que podía darle el peso a una lucha y él darme el peso a mí. Y fue así, pasamos por una rivalidad bien larga, le quité el invicto y pasamos a Tag Team. Entonces después de todas las veces que pasamos como rivales en un ring, sabíamos como trabajar como pareja y nos funcionó, por un momento dominamos la escena en Evolución y Legión hasta el día de hoy. Ahora estamos siguiendo la ideología con (Víctor) Motta de cansarse con estos cabros chicos que terminan peleando y después ‘muchas gracias, fue bacán luchar contigo’, puras hueás. Dentro del ring tienes que dominar, Vector me acompañó bastante bien y por eso fuimos Campeones en Pareja de Legión”.

Cuando Woodan abandonó Legión, hizo públicos sus motivos apuntando a Braulio Moreno, el productor de la agrupación. El luchador aprovechó nuestro espacio y contó detalladamente los hechos que detonaron su partida: “Es poco común que la gente te diga la verdad en la cara, que un compadre te diga que lo estás haciendo como las hueas y que te pida cambiar tu manera de ser. Eso pasó en Legión, varias veces hablé con el productor y le dije que faltaban cosas. No le estaba pidiendo una jaula para el ring ni una mejor escenografía, le estaba pidiendo cosas básicas, por lo menos un almuerzo. Por último si no nos querís pagar, mantenernos con cosas para comer en el camarín. El Teatro Novedades se veía bonito por fuera, pero por dentro era bien piante, los baños estaban sucios, no había confort, son cosas básicas que sí o sí tener, porque ni los animales deben tener ese tipo de trato. Yo trabajé en Delta (Machalí), fui Campeón Máximo y me trataron super bien. Sus condiciones eran bien precarias, muy pocas veces llenaban las expectativas de los luchadores, pero por lo menos te tenían un plato de comida, en el post-show te daban algo, nunca te ibas descontento, al luchador que quiera ir a Delta, lo va a pasar la raja, el productor que creo que sigue siendo Azero, fantástico. Pero por qué en mi casa no pasaba eso, por qué no me daban ese trato siendo que desde el día 1 que estuve cargando y desmontando el ring, entrenando, etc, hay gente que entregó hasta lesiones y nada. Una vez Llan-K se lesionó en Legión, no había un auto para ir a dejarlo al hospital y el único que tenía un auto era yo, yo no tuve problemas en ir a dejarlo porque se había roto la clavícula, pero son hueás mínimas. En CLL la paso espectacular, me preguntaban si tenía esto, me llevaban a este otro lado, y no es por ser invitado, también la gente dentro de ellos lo pasa la raja, todos conversando, el productor muy amistoso con todo el mundo. En XNL también tenías de todo y te podías acercar con la otra persona”.

“Capitán Billy o Braulio Moreno, no tenís por qué cagar una lucha titular. El hueón estaba ahí como Capitán Billy tirando la talla, por qué. Le estái cagando la lucha al compadre que te está dando la plata para que puedas estar ahí. Ese tipo de hueás fueron las que detonó que yo me fuera de Legión”, prosiguió.

Woodan, en todo caso, aclaró que no es un problema general con Legión: “Yo no tengo ningún problema con nadie que esté en Legión. Mi mejor amigo en la lucha libre que es Matías Campbell, sigue en Legión. No me voy a enemistar con él porque no es personal, mi drama es que el productor vale callampa”

¿Están abiertas las puertas para un retorno a Legión?: “Perfectamente se puede arreglar. Primeramente sacando a ese hueón. Y que deje de ser tan mitómano, el DJ Planeta no es nadie al lado de él”.

Sin embargo, Woodan no le quitó el respaldo a la que fue su casa: “Vayan a Legión, su producto es muy bueno, la gente que lucha a excepción de Capitán Billy es muy buena. Si la lucha tiene que tener sillas, escaleras, lo que sea, la gente lo va a hacer, todo por entretener al público. Pero es el hueón el que me molestó”.

“Llan-K, Nicolás Cornell, Oliver Bruce, Matías Campbell, Alex Prince, Rayo Rojo, Jerome. Rayo Rojo no hace casi nada en el ring y es bacán, tú lo ves en el ring y te da risa, es lo que tiene que provocar. Pesa lo que pesa mi pierna y te da un Chokeslam, te da una lanza y lo hace espectacular”, siguió.

“Es una real lástima que el coronavirus haya cagado el Campeonato de Owen. Es espectacular trabajar con él y estoy agradecido de que Owen haya estado en Legión como campeón. Cuando estuvo Marduk, Sinner como campeones, han sido espectaculares. Pero…”, cerró.

Sobre su preparación, Woodan nos indicó la importancia de estar en condiciones antes de subirse a un ring, y que Atemista le otorgó esa rigurosidad: “La base fundamental es la Academia de Atemista. No voy a decir que es la mejor, pero es una de las mejores actualmente. Después si quieres aprender otras mañas, si te quieres ir al Yeyo’s, con Bundy, a Xtreme, a CLL, perfecto, pero si quieres aprender cosas fundamentales sobre el ring como las caídas, los golpes, maniobras, técnicas sobre el ring, la Academia de Atemista es perfecta. Hay que pasar una serie de pruebas antes de debutar, yo tuve que pasar tres antes de subirme a un ring, la preparación básica y un poco más avanzada te la exigen. La gente lo mira a la chacota y dice que es mentira, pero las lesiones son de verdad, he visto esas cosas. Si un compadre como Llan-K se lesiona en el ring, imagínate uno que lleva haciendo dos piruetas. Y eso es lo que pasa con las agrupaciones chicas, sobretodo en regiones. Todo a su tiempo”.

“Por eso yo invito a toda la gente que vea esta entrevista a que vaya a Evolución, porque estamos toda la gran camada que pudo levantar a Legión después del gran éxodo”, expresó.

Woodan también da sus recomendaciones a los que buscan un lugar para formarse: “Muchas personas preguntan qué se necesita para comenzar a luchar. Primero, ándate a una buena escuela, no vayas a cualquiera. Conversa con algunos luchadores y si de cinco, tres te dicen una misma escuela, ándate a esa. Es simple”.

“Sigan a las redes de Evolución, de Fénix, de Rasslin. En Evolución vamos a hacer un torneo virtual y el que más vote va a ser el Campeón Internet de Evolución”, precisó Woodan al cierre de esta entrevista.

El Capítulo 6 de RasslinPod Live completo, te la dejamos aquí.

No olvides vernos en RasslinPod Live, nuestro ciclo de entrevistas, todos los jueves a las 21:00 en el Live de Instagram. Puedes participar enviando tus preguntas y comentarios.

Por si te perdiste alguna, te dejamos los capítulos anteriores acá: Entrevistas RasslinPod Live.

Agregar un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s